sábado, septiembre 19, 2009

Rhynchippus, moqueguano que parece pero no es

Rhynchippus de Wikimedia
En Sudamérica, confinada a ser una isla aislada del resto del mundo por millones de años, originalmente no habían "caballos", "elefantes", etc. Éstos llegarían mucho después, al formarse el puente entre las Américas. Es así que como alguien debía hacer el trabajo de aquellos animales, en un inicio la evolución convergente generaría en estas tierras seres parecidos a rinocerontes, liebres, caballos, elefantes ... sin serlo.
Adapted from Bellido and Guevara 1961 Mapa Geológico del Cuadrángulo de Clemensí. Perú
Es así que 26 millones de años atrás en la Formación Moquegua (Departamento de Moquegua, costa sur del Perú) también vivían unas criaturas extrañas parecidas a caballos, los Rhynchippus. Medían alrededor de 1 metro de largo, tenían patas con tres garras, solían pastar y mascar (muchos de sus dientes parecen de caballo), y no tenían colmillos desarrollados como la mayoría de sus parientes cercanos (los macizos toxodontes).
vertebrate fauna - Moquegua Formation at Cerro Pan de Azúcar & Cerro Mono. Perú
La Formación Moquegua es un ecosistema fósil del Oligoceno Superior al Mioceno Temprano (28.4-15.97 millones de años atrás). Allí aparte del Rhynchippus pusmilus de este post se encontraron otras criaturas que también remedaban a otras criaturas de ecosistemas foráneos, de las que luego hablaré, así como alguna Ave del Terror.

15 comentarios:

  1. La evolución convergente fue fascinante en lo que a Sudamérica se refiere. No digamos ya con casos como el de Thylacosmilus (no sé si lo habré escrito aceptablemente... ;-)
    un abrazo crack!

    ResponderEliminar
  2. Claro, es como en las lenguas, cuando son las mismas pero, crecen separadas por algún gran mar, etc. evolucionan paralelamente pero, de forma distina, aunque con esto de internet pues, como que se pueden acercar otra vez más... ¡Si es que internet junta horizontes! Y me encanta el estampado en el pelo del rhynochippus (bueno, supongo que no estará bien escrito pero, bastante es para mí recordar más o menos el nombrajo ¡Ja,ja!

    Saludines, maestro.

    ResponderEliminar
  3. @ Fujur:
    Que yo recuerde siempre has escrito más que aceptablemente.
    Abrazo ;)

    @ Esther:
    En este caso es más bien al revés, no son las mismas y crecen separadas pero evolucionan paralelamente y acaban volviéndose de formas similares a pesar de no estar emparentadas.

    ResponderEliminar
  4. ooooh... qué interesante poder conocer un poco más sobre esto de la evolución!

    ResponderEliminar
  5. Jaja Sudamérica lo tenía todo... "caballos", "rinocerontes", "liebres", "elefantes" y ya dijo Fujur "felinos"...

    Aunque creo que no es tanto remedar como dices tú, a las especies constituidas como el paradigma biológico de referencia obligada (dicho en sencillo, al imaginar un animal con trompa, imaginarás un elefante y no un tapir ¿dirías que un tapir es un "elefante"?). El parecido lo estaríamos buscando nosotros, para mi esas especies son tan únicas como las liebres y rinocerontes con las que los comparamos. Después de todo no es más que evolución convergente.

    Me recuerda lo dicho por el doble peruano de Robert DeNiro, al laureado actor: "no es que yo me parezco a tí, es que tú te pareces a mí" XDDD

    ResponderEliminar
  6. Ahora que lo pienso, tienes razón. Gracias super master Dino.

    Sayonara.

    ResponderEliminar
  7. Lo cierto es que la historia de Sudamérica y la evolución convergente de sus especies es interesantísima, es una lástima que se uniera a Norteamérica :(

    ResponderEliminar
  8. Cierto, al inicio lo dije diferente pero al final sí se me escapó y es cierto, claro que no podían remedar algo que no conocían. Es simplemente que los modelos buenos suelen reciclarse. Tal como pasó con el prototipo de los cocodrilos que fue compartido por otras criaturas no reptilianas.
    Esa frase también me suena a la que oí en el clásico de "El Princípe y el Mendigo" justo en la parte en que ambos se encuentran por primera vez, luego que el mendigo dijera algo como "¡Nos parecemos!" el otro le responde "No, tú te pareces a mí".
    Todo depende del cristal con que miremos, ya me imagino si las cosas hubieran sido al revés. Estos viviendo actualmente y los de ahora de fósiles.

    ... Pero si Sudamérica no se hubiera unido a Norteamérica no tendríamos vicuñas, llamas y muchísimos de los animales hoy "representativos" de estas tierras tampoco!!!
    XD

    ResponderEliminar
  9. casi toda la fauna auténticamente "sudamericana" desapareció, no?

    clock!

    ResponderEliminar
  10. La "antigua" sí, pero nos quedan perezosos, armadillos, hormigueros, zarigüeyas, entre otros.
    Los que llegaron después ya son "de la casa".

    ResponderEliminar
  11. Y Evo dice que este bicho es boliviano en 5... 4... 3.... 2...

    ResponderEliminar
  12. pioraptor8:24 p.m.

    Hola

    Vaya que información tan interesante, se te agradece
    Perú, Perú, Perú...

    Lo olvidaba, sabes he estado buscando información sobre como era Bagua durante el mesozoico,¿puedes darme una ayudadita aunque sea?

    ResponderEliminar
  13. @ GN:
    De Evo ya nada me extrañaría.

    @ Pioraptor:
    ¿Bagua en el Mesozoico? Tienes algunos datos metidos (mapas y algunas referencias a sitios con datos de los que se pueden deducir cosas) en los posts que hice sobre el Museo de Historia Natural y algunos otros que puedes encontrar en el índice "Walking with Perumanta", encontrable arriba donde dice "Walking V" (bajo la cabecera del blog).
    Por si acaso revisaré mis archivos. Y más seguro para este fin de semana te dejo más cosas, es que entre semana ando más ajustado de tiempo, sobre todo en estos días.

    ResponderEliminar
  14. pioraptor7:40 p.m.

    OK, gracias

    ResponderEliminar
  15. Este fin de semana Paleo Bagua Contraataca!!

    ResponderEliminar

¡Comenta ya!
Send your Owler or Howler!

***
Si no quieres responder con tu cuenta google o wordpress o etc, puedes escoger poner tu nombre con la opción Nombre/URL.