jueves, noviembre 08, 2007

La Foto del Mes de National Geographic: El Valle de la Muerte

nov07-01-valle de la muerte


Soundtrack: Elmer Bernstein - Tema de National Geographic
Esta foto de Michael Melford es la que me mandó National Geographic como todos los meses. Viendo su sencillez y la vez su imponente belleza es increible como en este mundo aún puedan sobrevivir sitios así, tan naturales. Es cierto que la tecnología nos puede hacer ver casi reales los lugares de nuestra imaginación o mundos perdidos millones de años atrás pero espero no la necesitemos para recrear lugares que aún están ahí... al menos no por algún tiempo.

22 comentarios:



  1. Esta foto es muy de la ptm!!!!
    (pitrimitri)

    MUA!


    ResponderEliminar
  2. me recuerda a un video de La Ley

    ResponderEliminar
  3. ala! la naturaleza ps comparito!!!
    los artistas hacen bellas cosas... cuando quieren imitarla

    ResponderEliminar
  4. m trajo el recuerdo d
    arterias maltratadas y sin sangre,
    crudo pero =litto

    ResponderEliminar
  5. ¿arterias maltratadas y sin sangre crudas pero lindas?
    jajaja

    original manera de ver las cosas

    ResponderEliminar
  6. click!

    oe,
    google te pone o lo que te dije.. o lo del octoberfest!

    ResponderEliminar
  7. Está genial la foto,me gusta mucho la monotonía del color y la semejanza del paisaje con unas escamas de reptil o arterias.Muy buena!

    ResponderEliminar
  8. Excelente foto, yo tmb m quiero suscribir...

    ResponderEliminar
  9. Impresionante fotografía!

    Muy buen blog

    Un bso

    ResponderEliminar
  10. digo q =lito, oseaaA jje igualito =)

    ResponderEliminar
  11. Truly:
    Como la mayoría de las fotos de ellos, mensualmente me envían fotos desde hace años.

    Jocho:
    Me parece conocido peor no lo ubico.

    Reivajss:
    En verdad casi todas las reconstrucciones fantasiosas se basan en nuestra propia realidad. Ya vi que tienes razón del click.

    M-lita:
    jajajaja! ya vi, ya vi.

    Toñito:
    Verdad! medio escamoso.

    Juan:
    En la portada de National Geographic por ahí debe haber un link a Photo of the Month donde pones tus datos.

    Fiore:
    Gracias y bienvenida.

    ResponderEliminar
  12. Wow, es hermosa esa captura, increible.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  13. Esos fotógrafos han de amar lo suyo para sacar capturas tan hermosas.

    ResponderEliminar
  14. ¡Qué foto más preciosa! Qué lástima que quizás, dentro de no mucho nos toque menos ver estas maravillas del mundo y tener que conformarnos con fotos guardadas en el tiempo, en vez de poder ver fotos recientes o directamente. Espero, que ese día no llegue para que la señora naturaleza pueda seguir haciéndonos estos regalos ¡¡Qué dure!! ¡¡Qué dure!!

    Un saludito.

    ResponderEliminar
  15. ojalá que en todo caso sea por obra de la naturaleza y no por mano del hombre que arrasa a diestra y siniestra

    ResponderEliminar
  16. Lo malo de que presentes estas fotos, Dino, es que uno, que piensa explayarse, se queda con la boca abierta y no queda más que decir (al puro estilo de Shakira) ¡¡¡¡¡¡GUUAAAAUUUUU!!!!!
    Saludos.

    ResponderEliminar
  17. Meister nos podrias explicar el porqué del nombre de este lugar y si realmente es lo que demuestra su nombre el porqué de su belleza.

    ResponderEliminar
  18. La fiebre del oro californiana trajo a los primeros caucásicos hasta las zonas cercanas. En diciembre de 1849, dos grupos procedentes del condado de Gold con unos 100 carros en total se encontraron en el Valle de la Muerte tras perderse al tratar de encontrar un atajo en el antiguo camino español. El grupo de pioneros fue incapaz de encontrar una salida del valle durante varias semanas y se vieron obligados a comer algunas de sus reses para sobrevivir. Encontraron agua fresca en algunas fuentes de la zona y utilizaron la madera de sus carros para cocinar. El lugar en el que acamparon es conocido hoy en día como "Burned Wagons Camp" y se encuentra localizado cerca de las dunas de arena.

    Tras abandonar sus carros, el grupo fue capaz de encontrar una salida del valle a través del Paso Wingate. Justo en el momento de abandonarlo, una de las mujeres del grupo se giró y dijo: “Adiós, valle de la muerte”, dando al valle el nombre que aún conserva. Curiosamente, sólo uno de los miembros de la expedición falleció en el Valle de la Muerte; se trataba de un anciano de nombre Culverwell que ya estaba moribundo cuando la caravana se perdió.

    Bella es la simetría tétrica que irradia con la luz que casi raya en la penumbra que hace cambiar al piso en varios tonos y colores, cosa usualmente oculta al ojo del que no sabe admirar la simple belleza de la naturaleza.

    ResponderEliminar
  19. Gracias por la reseña, dinomeister que todo lo observa y convierte en un "walking" report :P

    ResponderEliminar
  20. Parecen venas muertas y secas...

    Slaudos.

    ResponderEliminar
  21. Sí. Pero creo que de día parecen más eso que a esta hora.

    ResponderEliminar

¡Comenta ya!
Send your Owler or Howler!

***
Si no quieres responder con tu cuenta google o wordpress o etc, puedes escoger poner tu nombre con la opción Nombre/URL.